Sólo quienes amamos la música y los instrumentos que se utilizan para hacerla podemos imaginar la importancia de la preservación de estos elementos tan vitales para realizar nuestra tarea. Son -sin duda- los productos que más cuidamos y debemos preservar, ya sea en una sala de ensayo o en el hogar.

Más aún, la pandemia ha puesto a prueba como nunca la forma en que se lleva a cabo estas tareas de mantenimiento en todos los ámbitos; y por supuesto, una sala de ensayo o lugar destinado a grabaciones no es la excepción.

Los especialistas en servicios de limpieza, como Star Union, confirman esta tendencia. En efecto, la necesidad de cumplir con normas y protocolos de higiene se está viendo robustecida debido a la situación actual, provocada por el coronavirus y las medidas de aislamiento, que es menester implementar para prevenir su contagio.

La preservación y el mantenimiento de los instrumentos musicales, requiere de conocimientos y experiencias en estas labores, que aseguren la atención de varios puntos. En primer lugar, el cuidado y la preservación de estos objetos en sí mismos, de gran valor económico, que pueden ser dañados seriamente si no se toman los recaudos necesarios. En segundo lugar, el foco debe estar puesto en la correcta higiene y desinfección minuciosa, sobre todo en los instrumentos de viento, en los que pueden quedar restos de saliva.

Si bien en el pasado se usaban productos cáusticos y hasta ácidos para lograr un aseo profundo, actualmente, este tipo de procedimientos están totalmente descartados, ya que en muchos casos daña a los productos en forma grave.

Lo recomendable es usar agua jabonosa tibia, eliminar excesos y dejar que se seque en el caso de los instrumentos de viento, que deseamos desinfectar. Es muy importante controlar la temperatura del agua, que no debe exceder los 40 grados.

Las superficies de uso común como consolas, teclados y demás instrumentos deben ser correcta y minuciosamente desinfectados con productos no contaminantes. Esto por supuesto aplica con más intensidad en las áreas comunes como baños o cocinas, en las que todos estos procesos deben ser hechos con total responsabilidad.

Es esperable que cuando se reanuden las actividades se hará con las más estrictas normas de higiene. Tanto para quienes realicen las tareas de limpieza como para quienes trabajan en una sala de ensayo o grabación. Con todo, está claro que una búsqueda online como “empresas de limpieza zona norte” no puede ser lo único a tener en cuenta  ala hora de decidirse por un proveedor para una oficina o empresa.

Es importante tomar algunos recaudos y aún más en vista a la situación de salud pública a la hora de contratar y optar por una prestación de estas características. En primer lugar, la consulta a colegas y otros clientes es fundamental. Las opiniones podemos obtenerlas del boca en boca, las redes sociales o foros y son una excelente ayuda para optar por una u otra alternativa.

En segundo lugar, es vital indagar sobre la preparación y capacitación de las personas que trabajan. Y finalmente, el tipo de productos que usan en cada una de las superficies. Tomar estos recaudos es fundamental para poder cuidar y preservar la calidad de los instrumentos y los espacios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *